Una de las cosas mas importantes para tu negocio es conocer mejor a tus clientes: quiénes son, qué cosas les gustan, sus necesidades, dónde se encuentran… Si no conoces la respuesta a estas preguntas, es muy difícil que puedas llamar su atención.

Quizás es pensando “pero no tengo un único tipo de cliente…”, esto es verdad, de lo que se trata es de tener la información necesaria del que seria tu cliente ideal y tenerlo en mente al momento de diseñar tus productos, mensajes, comunicación, promoción, publicidad, este cliente será al que te estarás dirigiendo siempre.

No se trata de gustarle a todo el mundo, se trata de gustarle a tu publico objetivo, si no tienes bien medido a quien ir a buscar, tus mensajes pueden confundir, hay que mantener el foco en el tipo de cliente que vale la pena, esto va a evitar la dispersión y tendrás una mayor optimización de recursos.

Una herramienta que funciona muy bien es el mapa de empatía, con este podremos conocer un poco mas de su entorno, su visión del mundo y sus necesidades. Habrá que hacernos las siguientes preguntas sobre nuestro cliente:

¿Qué piensa y siente? ¿Cuales son sus motivadores? ¿Cuales son sus preocupaciones? ¿Cuales son sus expectativas?

¿Qué ve? ¿Cual es su entorno? ¿A que tipo de ofertas esta expuesto? ¿Cuales son sus problemas?

¿Qué dice y hace? ¿Como se comporta en publico? ¿Que le importa? ¿Con quien habla?

¿Qué escucha? ¿Que le dicen sus amigos y familia? ¿Quienes son sus influencias? ¿A través de que medios y canales?

Una vez que hemos podido identificar los sentimientos y pensamientos de tus clientes, habrá que entrar más a detalle con aquellos datos que sean relevantes para tu negocio y que te puedan ayudar a tomar decisiones estratégicas para implementar en tu plan de mercadotecnia, los cuales pueden ser:

  • Porcentaje de hombres y mujeres.
  • Lugar de residencia, así podrás hacer promociones geo localizadas.
  • Edad de tu publico objetivo.
  • Su estatus familiar es decir, si están casad@s, solter@s, tienen hijos?
  • Su nivel de ingresos, así podremos determinar por ejemplo si son sensibles a las variaciones de precio.
  • Su nivel educativo, sociocultural.
  • Su fidelidad hacia la competencia.
  • Saber por qué razones te compra a ti. Esto es fundamental pata definir tu propuesta de valor.
  • Que esperan de ti? Para considerar estos puntos y brindarles una mejor experiencia de compra.

Una vez que cuentes con toda esta información habrá que salir a la calle y validar las hipótesis creadas sobre los motivadores de nuestros clientes, cotejar las respuestas con la realidad.

La aplicación de este análisis te ayudara a idear un modelo de negocio eficiente, teniendo un perfil real de tus cliente, definiendo proposiciones de valor acertadas y formas idóneas de captar clientes e implementar mejores estrategias de comunicación, también puedes integrar la información de tus clientes a un programa CRM y poder hacer comunicación personalizada, esto te ayudara a alargar la vida media de tus clientes, aumentar su nivel de satisfacción y fidelidad.

 

—-

Marsol Quiñonez Castro

Ideas Frescas